Endometriosis: un trastorno de células okupas

Dibujo del útero y el endometrio

La endometriosis es enrevesada hasta para pronunciarla. Prueba a decirla en alto; parece un trabalenguas.

Luego, cuando escuches en el vídeo la explicación de Sara León, te darás cuenta de que, además, es una patología entrometida. Sara la conoce de cerca, porque la vivió ella misma en primera persona y porque, como matrona, asiste cada día a otras mujeres que la padecen. Muchas, por cierto…

Vayamos por partes, o mejor dicho, por capas: las que forman el útero. Hay una externa, una intermedia y una interna, que se llama endometrio. Esta última se renueva con el sangrado en cada ciclo menstrual (si no hay fecundación) y está sujeta a una serie de cambios hormonales.

¿Qué es la endometriosis?

Pues bien: la endometriosis sucede cuando las células de ese revestimiento interno se implantan en lugares que no les corresponden o, dicho de otra manera, se meten donde no deben. Por ejemplo, en los ovarios, en las trompas, en otras capas uterinas, en el abdomen o incluso en las glándulas lacrimales.

¿Ves como se entrometen?

Cuando ese tejido endometrial crece de manera anómala fuera de su sitio, su comportamiento sigue siendo el mismo, así que se desprende y sangra cada mes, lo cual puede provocar intensas molestias. Por citar un par de casos: si se ha asentado en el intestino, afecta al peritoneo; si se ha infiltrado en los ovarios, produce los “quistes de chocolate”.

¿Ves como lo enrevesa todo?

Sin embargo, por revoltosa que se ponga, la endometriosis no causa infertilidad.

Según donde se localice, tal vez dificulte el embarazo, pero no lo impide. Ni siquiera en los extremos más graves, en que bloquea las trompas de Falopio, daña los ovarios o impide la implantación del embrión. Además, existe tratamiento, y en situaciones que lo requieran, cirugía.

Pero además… nosotros le vemos otra cara, ya sabes, la emocional 😉

Factores desencadenantes

No los busques, porque ni los propios especialistas los han encontrado. Al menos, desde una aproximación meramente orgánica. Se han apuntado posibles condicionantes (como un deficiente sistema inmunitario), aunque ninguno concluyente.

Teorías aparte, si cabe identificar un determinado perfil en ese 15% de población con endometriosis: mujer activa y actual, con una dinámica de vida tradicionalmente asociada al hombre.

Tiene sentido, ya que esta enfermedad manifiesta una falta de reconocimiento hacia la parte femenina, incluso un rechazo. De hecho, Sara confiesa que empezó a recuperarse en el momento en que se reconcilió con ese componente tan esencial de su identidad. Un dato verdaderamente revelador acerca de cómo funciona el inconsciente biológico…

¿Y si la endometriosis fuese la “solución” que aplica la biología para atajar un conflicto subyacente?

Por ejemplo, sin ir más lejos, el deseo de ser madre, frustrado por la creencia heredada (y fuertemente instalada) de que concebir un hijo sin haberse casado antes se sale de la norma. O que la relación de pareja esté fuera de su sitio. O que el padre elegido no tenga cabida en la familia. O que no haya espacio físico para alojar al recién nacido…

Vivencias todas ellas que dejan una marcada impronta y terminan aflorando. ¿De qué modo? Ya sabemos que el organismo las interpreta y resuelve… no siempre acertadamente: si en la cavidad uterina no es “normal” que haya un bebé, las células emigran y buscan fuera de su espacio la solución que no hallan dentro. En resumen: no solo persiste el problema, sino que se agrava.

Indaguemos entonces en el trasfondo emocional y actuemos sobre él.

Al desactivar el bloqueo, como por arte de magia los síntomas remiten y la terapia médica resulta mucho más eficaz. Acabarás pronunciando endometriosis sin traba alguna. ¡Y fuera de ti!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario

Soy Patricia Bartolomé

Creando nuevas vidas.

Estoy aquí para ayudarte a recuperar tu verdadera salud, esa en la que uno se siente realmente pleno en todos los aspectos de su vida.

Todo lo que ofrezco está destinado a darte las herramientas para que descubras qué es lo que de verdad está bloqueando tu vida y cómo cambiarlo de una vez por todas. Con menos esfuerzo del que crees.

Leer más sobre mí.

Últimas publicaciones

Ebook + Masterclass GRATIS

​Descubre por qué cuanto más te obsesionas por estar embarazada y ver a tu bebé, más lejos estás de conseguirlo.

© Patricia Bartolomé 2021. Todos los derechos reservados.